Connect with us

PAÍS

Copec implementa remuneración de $500 mil brutos para sus trabajadores

Publicado

on

La empresa detalló que la medida será implementada desde el 1 de noviembre de este año y beneficiará a 15.237 trabajadores de 663 estaciones de servicios desde Arica a Puerto Williams.

 

Durante la tarde del jueves, la empresa Copec dio a conocer que todos sus trabajadores recibirán, como mínimo, $500 mil brutos.

A través de un comunicado, el privado detalló que la medida será implementada desde el 1 de noviembre de este año.

La compañía definió como política para su red de estaciones de servicio una remuneración mínima garantizada por jornada completa de $500.000 mensuales brutos (incluida la gratificación)“, indicaron.

También detallaron que esto beneficiará a 15.237 trabajadores de 663 estaciones de servicios desde Arica a Puerto Williams y sus tiendas Punto y Pronto.

Junto a lo anterior, realizaron una invitación “a adherir a esta política y tomar contacto con las respectivas oficinas regionales para coordinarse de cara al período de transición“.

Continuar Leyendo
Click para comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

PAÍS

Chile «extrema» medidas por coronavirus: Pedirá declaración jurada para entrar al país y habilitará triage en el aeropuerto

Publicado

on

Este último es un método que se utiliza en los centros de salud para clasificar el nivel de urgencia en la atención que requiere cada paciente. (más…)

Continuar Leyendo

PAÍS

Ministro Mañalich revela que existen 260 personas en seguimiento por sospecha de coronavirus en Chile

Publicado

on

El titular de Salud afirmó que todos están en cuarentena, usando mascarillas y que sus casos son monitoreados por los seremis.

El ministro de Salud, Jaime Mañalich, reveló que existen 260 personas en seguimiento por sospecha de coronavirus (Covid-19) en el país, debido a que presentaron los síntomas de la enfermedad que consideró ya como una pandemia.
El último caso que ha sido dado a conocer por la autoridad sanitaria -esta vez de la Región Los Ríos- fue el de una mujer de 45 años que arribó desde Italia en los últimos días, cuyos primeros resultados ya descartaron un eventual contagio, aunque falta la confirmación del ISP.

«Nosotros tenemos en este momento 260 personas en seguimiento, personas que tiene el mínimo riesgo (de contagio)… están su casa en aislamiento, porque esa es la medida que se ha recomendado.

No pueden salir durante los 14 días, deben usar mascarillas además. Los seremis están siguiendo estos casos», manifestó a Tele13 Radio Es por el comportamiento a nivel mundial del Covid-19 que el titular del Minsal advirtió que «tenemos que tener un nivel de vigilancia enorme» para evitar un presunto brote en el territorio nacional.

«Lo que nos va a pasar» -advirtió- «es que desde el punto de vista clínico vamos a tener muchos casos de influenza que son indistinguibles de un coronavirus, que vamos a testearlos y van a resultar negativos». Además, el secretario de Estado dijo que «dentro de las cosas que aún no sabemos» del virus es el período de incubación, es decir, aquel tiempo desde el contagio hasta que se manifiestan síntomas.

«Se habla de 14 similar a lo que fue el SARS, pero se ha reportado de hasta 21 días», señaló. Respecto del caso de la pareja chilena que viajaba en el crucero Diamond Princess, que estuvo en cuarentena en la embarcación que está en Yokohama, Japón, y que llegó a Chile, señaló que ellos fueron objeto del testeo «y el resultado es negativo».

Sin embargo, recordó que «están en cuarentena por 14 días».

Finalmente, sostuvo que el coronavirus «es una pandemia», pues cumple con todos los criterios que establece la Organización Mundial de la Salud para declarar como tal una enfermedad.

Por ejemplo, dijo, «ya se perdió» su trazabilidad (la ruta).

Fuente: Emol.com

Continuar Leyendo

PAÍS

Aislar a apologistas de la violencia y aprobar proyectos clave: Los objetivos de La Moneda con su nuevo llamado a acuerdo

Publicado

on

Pese a que la idea ya fue criticada por la oposición, desde el Ejecutivo pretenden reactivar las conversaciones con la centroizquierda.

«Lo que el país necesita con urgencia es un gran acuerdo nacional contra la violencia y en defensa de la democracia», dijo ayer el Presidente Sebastián Piñera, fijando la recuperación del orden público como la principal prioridad de su Gobierno de cara al inicio de marzo, mes en el cual se especula con un recrudecimiento de los hechos vandálicos.

Según el Mandatario, dicho pacto debe condenar “a los que no condenan la violencia y a los que no defienden la democracia”. A su juicio, «esto no es un tema de Gobierno u oposición, este es un tema entre los que creemos que la violencia no es el camino y los que creen que la violencia es el camino».

Asimismo, Piñera sostuvo que para concretarlo es clave que la agenda social que impulsa el Ejecutivo tras el estallido del 18-O tenga avances en el Congreso, además de progresos en los proyectos de seguridad pública, como la ley que modernizará a Carabineros, la que mejora el sistema nacional de inteligencia y la ley de infraestructura crítica.

Sin embargo, y antes de entrar en detalles de cómo lograr que todos los sectores se alineen detrás de este nuevo llamado a acuerdo, desde la oposición cuestionaron sus intenciones, apuntando que es responsabilidad el Gobierno llegar a consensos para sacar adelante esos proyectos y resguardar el orden público.

«No se entiende el sentido de este llamado, es el Gobierno el responsable de mantener el orden público. Por tanto, parece que el Presidente está buscando excusas para justificar que no está haciendo su trabajo”, comentó el líder del PS, Álvaro Elizalde, coincidiendo con la opinión expresada también por su par del PPD, Heraldo Muñoz.

No obstante, desde La Moneda confían en contar con el respaldo de la centroizquierda. Para ello, según cuentan desde Palacio, reactivarán las conversaciones con sus líderes, apuntando principalmente a los partidos que formaron la Concertación, en cuyas filas hay figuras que ya han expresado la necesidad de recuperar la paz social.

Entre ellos, mencionan como ejemplo la postura proclive del presidente de la DC, Fuad Chahín, y las posiciones del senador del PS, José Miguel Insulza, recordando que se trata de un debate que se ha venido dando en la oposición y que esta vez esperan se traduzca en acciones concretas.

En el Gobierno aseguran que es de vital importancia que se entienda que hoy está en juego «el buen funcionamiento de nuestras instituciones democráticas» y que con violencia «no va a ser posible» concretar las demandas sociales y menos el plebiscito constitucional del 26 de abril.

El plan del Ejecutivo Según comentan desde La Moneda, la idea de impulsar un acuerdo de esas características se viene desarrollando desde hace varias semanas, luego de llegar a la conclusión de que el acuerdo político firmado el 15 de noviembre y que permitió el inicio del proceso constituyente no se estaba concretando correctamente.

En el Ejecutivo dicen que mientras la ruta hacia una nueva Carta Fundamental acordada esa jornada está siendo cumplida cabalmente, el compromiso de los actores políticos que suscribieron el documento con la paz y el orden público no ha sido asumido con fuerza en la oposición.

De acuerdo a fuentes de Gobierno, en las últimas semanas ya ha habido diálogos con algunos de los líderes de la oposición y de Chile Vamos, los cuales pretenden reactivar y ampliar durante marzo a otros actores económicos y sociales, las cuales serán conducidas por los ministros de Hacienda y Desarrollo Social, respectivamente.

El objetivo no es suscribir un nuevo documento, sino que se respalden las estrategias que han planteado para enfrentar la violencia, como sacar adelante la reforma de seguridad, los cambios a Carabineros, concretar la reforma previsional y asegurar que el plebiscito se desarrolle de manera normal. Todo ello será coordinado por el ministro del Interior, Ignacio Briones, y el resto del comité político.

Uno de los objetivo es conseguir una condena «sin matices» a la violencia y que se aísle a quienes la justifican, apuntando con ello a sectores como el PC, desde donde se ha defendido el actuar de la «primera fila».

El segundo es «generar convicción» en el mundo político sobre ese punto, para que de esa forma la condena se transmita de manera clara y firme hacia la opinión pública. Y el tercero, llegar a acuerdos en los temas clave en el Parlamento, sobre todo en pensiones y en seguridad.

Fuente: Emol.com

Continuar Leyendo

LO + LEIDO AHORA