Connect with us

OPINIÓN

Realidad Regional tras más de treinta días de gobierno ( por Alberto Calvo Montes, Arquitecto UCh. )

Published

on

 

Pasada una quincena tras el primer mes, desde la asunción al poder, del nuevo   gobierno de Sebastián Piñera, Atacama y otras regiones tuvieron problemas para instalar a plenitud a los distintos actores que conformarían su nuevo Gobierno Regional.

Ello nos muestra que volvemos a repetir procesos como los ocurridos en el año 2010, donde la planificación y coordinación previa de la coalición, para obtener la participación de quienes serían los actores de un potencial gobierno nunca existió, faltó preocupación para buscarlos y más aún para prepararlos, para iniciar la gobernabilidad plena desde el primer momento. Atacama no puede esperar y el escenario se repite

Previamente se sostuvieron las diversas campañas de modo individual, con escasos equipos de colaboradoras y colaboradores, dada la escasez y regulación de los recursos de campaña.

Entre primera y segunda vuelta, se vivió un verdadero relax entre elegidos y perdedores de Chile Vamos, no apareciendo el necesario espíritu unitario, para trabajar con mayor fuerza la Presidencial, cuyo horizonte aparecía auspicioso por la capacidad y solidez del candidato nuestro y la vuelta de espalda de los votantes regionales de la Nueva Mayoría a su propio conglomerado

Lo lógico y esperado, era preparar los equipos de trabajo con profesionales capaces, alejados de los operadores políticos del ayer, empleándose al máximo en esta búsqueda, consentimiento y aceptación, para tener los equipos conformados y competentes.

Insisto, la elevada votación presidencial en la Región de Atacama, permitió esconder la peor votación del sector en Senadores y Diputados y gracias al Sistema D´Hondt y a la numerosa y heterogénea parrilla de candidatos, se pudo asegurar al Senador y recuperar los dos cupos perdidos en Diputados.

Era fácil observar, producto del resultado, como con soberbia se trataba de establecer una hegemonía de uno de los partidos, en desmedro de los otros de la coalición, algo sorprendente y absolutamente alejado del espíritu de unidad, que busca el Presidente electo, para ejecutar el mejor Gobierno, que pueda permitir un período mayor de permanencia.

Tanto el Senador Ossandon, así como ambos Kast, pidieron al presidenciable incorporar como parte de su apoyo, la eliminación de los operadores políticos, del nepotismo y hacer un Gobierno de excelencia

Uno honestamente, producto de la errada conducción del Gobierno anterior de la Coalición por el Cambio, hoy Chile Vamos, quería creer que dichas premisas y acuerdos se cumplirían, pero nuestra Región, una vez mas no ha tenido esa suerte y nos llenamos de yernos de, sobrinos de, hijos de, vale decir se privilegió un Gabinete Regional carenciado de los talentos que muchos esperábamos

Se pidió un Gobierno cercano a la gente y ello requiere de un talento básico, empatía más que autoridad y vemos como ocupan cargos importantes, candidatos que obtuvieron escasa votación popular, que es la muestra mayor de la falta de sintonía con los habitantes del lugar.

Se ve un intento de protagonismo de algunos, buscando distinguirse a como de lugar y se me viene a la mente la reciente conmemoración de los 33 años del asesinato del Senador Jaime Guzmán Errázuriz, quién siempre pedía que todos en su quehacer político, pusieran 90 % de transpiración y tan solo 10 % de figuración y hoy se percibe lo contrario, alejando la política de la gente.

Creyendo a rabiar en nuestras ideas y habiendo mostrado que con trabajo se pueden instalar ellas, en un territorio históricamente identificado de izquierda, solo existe la esperanza que vuelva ese espíritu a la brevedad posible, por el bien de la Región nuestra y por ende por Chile, pues merece el mejor gobierno prometido, sobre todo en territorios tan vulnerables y vulnerados como el nuestro.

Alberto Calvo Montes.     Arquitecto Uch

Continue Reading
1 Comment

1 Comment

  1. Vicente

    5 mayo, 2018 at 10:24 pm

    Así es, se están cometiendo los mismos errores y la soberbia es la principal; la elección es una tema pero lo esencial es levantar el País y en particular nuestra Región de Atacama, hay mucho que hacer y necesitamos personas competentes y preparadas y ya deberían estar todas las Autoridades nombradas.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

OPINIÓN

“La separación de poderes y la función Judicial” Por Emilio Oñate Vera (Decano Facultad de Derecho, U. Central)

Published

on

En su obra “El espíritu de las leyes” de 1748, Montesquieu consagra uno de los elementos más trascendentales para el desarrollo de lo que hoy conocemos como Estado de derecho, me refiero al principio de separación de los poderes del Estado, que implica que esa separación supone una independencia de los poderes del estado y más específicamente de las funciones públicas, dicha independencia se sustenta también en el adecuado control existente entre cada órgano estatal. Es precisamente ese control o verificación reciproca entre poderes la que fundamenta la acusación constitucional sobre los ministros de Estado o sobre los magistrados de los tribunales superiores de justicia.

Parece importante remarcar lo dicho frente a los variados comentarios que se han esgrimido a propósito de que la sola formulación de una acusación constitucional contra los Ministros de la Corte Suprema que han otorgado libertad condicional a condenados por violaciones a los DD.HH supondría un atentado contra la separación de poderes dañando el Estado de derecho, cuando a mi entender, el estado de derecho no solo significa una independencia entre las funciones públicas que el Estado realiza, sino también un adecuado control institucional cuando algún órgano estatal  incumple los deberes que la constitución y las leyes le asignan.

La sola presentación de la acusación constitucional en nada menoscaba el estado de derecho ni la separación de poderes, la pregunta es ¿se configura el notable abandono de deberes por la actuación de los ministros de la sala penal?, a mi entender, evidentemente no. Desde luego cualquier observador de la contingencia puede estimar desafortunada la decisión o incluso los actores políticos con más o menos intensidad pueden reprochar el otorgamiento de beneficios carcelarios a violadores de DD.HH, sin embargo tales beneficios están previstos y vigentes en  la ley, por lo que sostener que los jueces han incumplido sus deberes francamente parece un despropósito, especialmente porque el notable abandono de deberes no solo debe tener una fundamentación política, sino también jurídica y aquí en nada se ha contradicho a la ley.

Inequívocamente los delitos de lesa humanidad no son equiparables a los llamados delitos comunes, sin embargo, independientemente de lo que a cada cual le parezca, los jueces han actuado dentro del marco institucional, es de esperar que nuestros congresistas también lo hagan y entiendan que la función de fiscalización y control que la constitución les asigna sobre los otros poderes del estado, este a la altura de lo que la ciudadanía con tanta intensidad demanda de las autoridades, seriedad y fundamento, lo que lamentablemente a estas alturas parece ser algo difícil de encontrar.

Continue Reading

TENDENCIAS AHORA