Connect with us

OPINIÓN

El problema del Sobrepeso y la Obesidad Infantil. ( por Gregory Carrasco Alarcon Director de Escuela Nutrición y Dietética UST – Copiapó.)

Published

on

 

Actualmente la malnutrición por exceso en niños y adolescentes es un problema de salud país, las altas tasas de sobrepeso y obesidad infantil constituyen un problema de salud publica el cual si no se aborda a tiempo generará consecuencias futuras aumentando las enfermedades crónicas no transmisibles como la Hipertensión, diabetes, insulino resistencia, dislipidemias, cáncer, entre otras con un alto costo para el país. Además, se ha comprobado que la obesidad infantil impacta en el rendimiento escolar y la salud mental de los estudiantes.

Desde el año 2000 en adelante se han creado programas contra la malnutrición por exceso como VIDA CHILE (2000-2005), Estrategia Global contra la Obesidad o EGO-Chile (2006-2010), Elige Vivir Sano (2011-2014) los cuales no tuvieron el éxito esperado.

Actualmente la Ley 20.606 sobre composición nutricional de los alimentos y su publicidad prohíbe vender y publicitar alimentos no saludables en las escuelas, pero no impide el consumo que puede venir de la casa o de la venta callejera. La primera ocurre por la falta de educación alimentaria en los padres y la segunda por la falta de regulación de la venta de comida chatarra o no saludable en las afueras de los recintos educativos.

Si bien las causalidades de la obesidad infantil son multifactoriales se hace necesario ante todo la educación alimentaria temprana en las escuelas en hábitos de alimentación saludable y actividad física que incluya y haga participe a toda la comunidad educativa y sobre todo a los padres ya que son estos los que premian a sus hijos con comida chatarra y rica en azucares. Además, estos llevan a sus hijos las colaciones que las empresas les otorgan en sus turnos de trabajo, las cuales son poco saludables y a la vez contradictorias a sus programas de salud ocupacional.

Además de una alimentación sana la actividad física es primordial en etapas tempranas de la vida,  la que se ha visto disminuida por el uso de las tecnologías por un lado y por la falta de espacios públicos para la recreación entre otros.

Todo lo anterior sin duda puede mejorar si tenemos ciudadanos más informados, y es en los centros educativos donde esta la oportunidad para que se divulgue el conocimiento en lo que a alimentación, nutrición, actividad y ejercicio físico se refiere, idealmente incorporando a profesionales de la salud en la educación de nuestros niños y jóvenes.

 

 

 

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

OPINIÓN

Cólera: Necesarias y urgentes medidas de fiscalización: Por Freddy González Meza Nutricionista Académico Departamento de Nutrición y Dietética Facultad de Ciencias de la Salud Universidad de Atacama

Published

on

Hace exactamente un mes escribí un artículo similar al presente, que titulé “A Propósito del Cólera”, sin querer fui premonitorio ya que advertía sobre los peligros que se cernían sobre nuestro país y región en relación al Cólera, una enfermedad infecciosa que afecta al aparato digestivo de las personas que han contraído la infección y que se han contaminado con la bacteria Vibrio cholerae. En ese momento habían sólo diez (10) casos de Cólera en el país y se advertía -entre otras cosas- respecto al relajamiento de las medidas impuestas por la Autoridad Sanitaria, con ocasión del anterior brote de Cólera en nuestro país en el año 1991, en cuanto a la comercialización de productos alimenticios, particularmente en las ferias libres que se instalan en varios puntos de la geografía de nuestra ciudad capital regional, con nulas medidas de higiene.

A los días, coincidentemente con el inicio de las festividades patrias, los casos habían aumentado ya a treinta (30) en el país y se conocía que en nuestra región de Atacama, había un caso, una mujer de 31 años, que se había contagiado en la ciudad de Santiago.

Se inició una polémica sobre la conveniencia que la población fuese informada oportunamente, como lo señalaron varios medios de comunicación social, especialmente uno que incluso vertió su opinión en favor de advertir a la población en su editorial. La molestia generada en la región fue debido a que nada se sabía del caso acontecido en Atacama y que sólo se había conocido, por informaciones nacionales emanadas en la capital de nuestro país.

Hasta el 24 de septiembre teníamos en nuestro país 35 casos de Cólera y en nuestra ciudad capital regional, Copiapó, se aprecia como señalé anteriormente- un aumento en la desprolijidad que algunos comerciantes de ferias libre ejercen en el expendio de los alimentos que comercializan en la ciudad. Cuando se escribió el artículo anterior, se apreció en las ferias libres sólo un (1) caso de un comerciante que expendía brócoli, repollos y coliflores, en directo contacto con el piso, sin siquiera aislar los productos alimenticios del suelo con un saco, una lona o un plástico.

El día sábado 06 de octubre recién pasado, se advirtió y fotografió en la feria libre ubicada en el sector de la población “Pedro León Gallo”, a tres (3) comerciantes que comercializaban sus productos agrícolas en directo contacto con el suelo. De un (1) comerciante que no comercializaba adecuadamente sus productos al inicio del bote de Cólera en el país, hemos subido a tres (3), luego hubo un aumento de las transgresiones a la normativa vigente de un 300%.

Lo anterior da cuenta inequívoca que las medidas sanitarias impuestas por la autoridad sanitaria, con ocasión del brote de Cólera del año 1991 y que están aún vigentes -porque no se han derogado- se continúan transgrediendo.

También implica hacer un llamado urgente, a los comerciantes de ferias libres para que retomen las mínimas medidas de higiene en el expendio de frutas, verduras y todo otro alimento y a la Autoridad Sanitaria, dependiente de la Seremi de Salud de nuestra Región de Atacama, para que se incremente las fiscalizaciones a fin de aplicar las sanciones correspondientes a los trasgresores de la normativa vigente. Lo anterior para que no se siga elevando el número de puestos de feria en que no existe normas de higiene y se siga poniendo en riesgo a la salud de los ciudadanos de nuestra región, sobre todo en cuanto al Cólera y otras enfermedades de carácter gastrointestinal.

No se debe olvidar que un alto porcentaje de los casos actuales de Cólera contraídos en el país, se contaminaron por consumir productos alimenticios como verduras y frutas contaminados con materias fecales.

Hasta el momento hemos tenido suerte, ya que el Ministerio de Salud ha señalado que la cepa de Cólera detectada es no toxigénica, es decir; no produciría los casos de Cólera más agresivos y peligrosos.

Pero, ¿qué pasaría si se produce un brote con cepas de la bacteria más agresivas y con la capacidad de infectar gravemente a la ciudadanía?

Aún estamos a tiempo, no esperemos que el Cólera se instale en nuestra ciudad, en nuestra región, quizás con cuántos casos y lo peor, que lamentemos pérdidas de quizás cuántas vidas, que hoy podemos evitar. Inequívocamente a la luz de los antecedentes aportados, se debe necesariamente aumentar la fiscalización en todo lugar en que se expendan alimentos, especialmente en las ferias libres.

Continue Reading

TENDENCIAS AHORA