La División Ministro Hales de Codelco llevó a cabo un simulacro de incendio en su correa Overland, uno de los equipos clave en el funcionamiento de la faena. El ejercicio forma parte de una serie de monitoreos que, de acuerdo con la empresa, permiten establecer las condiciones más parecidas a las de un evento real en distintos ámbitos de la operación.

Se evaluó la interacción de la brigada de la división, ambulancias, equipos de emergencia locales y la supervisión. Todas las unidades se desplegaron en terreno para hacer frente a este tipo de evento en particular.

De acuerdo con Codelco, estas simulaciones son posibilidades concretas para evaluar los tiempos de reacción, la capacidad de los equipos de emergencia y cuáles son las posibilidades de mejorar y estar preparados ante una emergencia.

En esta línea, el  jefe de Vulnerabilidad y Emergencia de División Ministro Hales, Alex León, destacó que “el hecho de hacer un simulacro planificado, que involucre a todas las áreas, nos va a permitir tener grandes oportunidades para optimizar. Además, este mejoramiento se da en virtud de un evento no consumado, pero el hecho de haberlo simulado, casi como si fuera real, nos entrega oportunidades para poder abordarlo de manera preventiva”.

León agrega que “el principal objetivo era ver la efectividad del plan local de emergencia del chancado; en todas las áreas hay planes locales y el principal objetivo era ver cómo nuestras unidades de emergencia podían atacar la situación que habíamos planteado en el ejercicio en materia de alto impacto en el proceso. Todos los simulacros que realicemos durante el año, van en ese contexto, echar a andar los planes de las áreas y medir su funcionamiento”.