Connect with us

OPINIÓN

¿Se puede avanzar en una cura para la obesidad? ( por Cheril Tapia , investigadora del CEBICEM de la U. San Sebastián )

Publicado

on

 

  • La portada de la edición de junio de la revista científica Nature Cell Biology, publicó un estudio en el que se descubrió una nueva función de una proteína: mejorar la eficiencia energética y el metabolismo. En el hallazgo contribuyeron investigadores del Centro de Biología Celular y Biomedicina de la U. San Sebastián.

El 74% de la población chilena adulta presenta sobrepeso u obesidad, según la última Encuesta Nacional de Salud y sus implicancias y riesgos van más allá de la aparición de enfermedades crónicas como hipertensión, dislipidemias y diabetes.

También detona accidentes cerebrovasculares, insuficiencia renal, hígado graso, problemas reproductivos, retinopatías y osteoporosis.

Dar con un eventual blanco que permita generar tratamientos para combatir la mayor epidemia del siglo XXI es como ganar la final de la Champions League.

Por 30 años se creyó que la proteína IRE1 alpha regulaba exclusivamente el estrés celular, pero al estudiar su papel en la interacción de la mitocondria (productora de energía) y el retículo endoplásmico (fábrica de proteínas) en la célula, se vio que esta proteína mejora el metabolismo y la generación de energía.

“Cada uno tiene su función, pero cuando se ponen en contacto se potencian y trabajan en común, favoreciendo la función energética de la mitocondria, todo esto mediado por la proteína IRE1 alpha”, explicó Cheril Tapia, investigadora del Centro de Biología Celular y Biomedicina (CEBICEM) de la Facultad de Medicina y Ciencia U. San Sebastián.

Precisamente su equipo dedicado al estudio de la neurobiología del envejecimiento y el rol de la mitocondria en este proceso, fue el que colaboró con los investigadores del Instituto Milenio de Neurociencia Biomédica de la U. de Chile, analizando las alteraciones metabólicas, es decir, ¿si la ausencia de esta proteína llevaría a un déficit bioenergético por fallas en la función de la mitocondria en el hígado?

Hallazgo

“La ausencia de la proteína  afecta particularmente la comunicación mitocondria- retículo endoplásmico”, explicó la investigadora USS.

A lo que añadió. “Esta pérdida de contacto es clave en la obesidad y la diabetes, desregulando la producción de energía mediada por la mitocondria. Entonces si esta proteína favorece la formación de contacto, el blanco para el desarrollo de una terapia molecular para fortalecer y mejorar las alteraciones metabólicas está a la luz”.

Continuar Leyendo
Click para comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

OPINIÓN

“Un profesional 5.0 para este decenio” Por Juan Alberto Rojas, (Académico UCEN Coquimbo)

Publicado

on

 

La Revolución Industrial iniciada en Gran Bretaña a mediados del Siglo XVIII es el proceso de transformación económico, social, político y tecnológico más relevante de la Historia. Hoy nos enfrentamos a cambios forzados por una contingencia dura, invasiva y despiadada. Ante las transformaciones que ha sufrido la sociedad en diferentes aspectos empiezan a surgir otras preocupaciones y prioridades; nuevos focos de desarrollo que hacen cambiar la formación de los profesionales para no quedarse literalmente en el pasado. La academia es donde se crea el conocimiento, a través de la investigación y la ciencia; cuando se aplica este conocimiento, nace la tecnología.

En este contexto, ella hace que todo sea más eficiente y a la vez eficaz cada día y sobre todo genera mayores velocidades en el crecimiento y sustentabilidad basado en la economía circular y avances en lo social, empresarial y comercial. Estos énfasis se ven reflejados en diferentes áreas del desarrollo profesional y se ven fundamentadas en la empresa a partir de la Planificación Estratégica, el Big Data y la automatización.

Es innegable que – obligados por la contingencia – la visión, la misión y los objetivos estratégicos de las empresas ya no volverán a ser los mismos. Debemos rediseñar nuevas estrategias que se adapten a este escenario. En ese marco, el Big Data se instaló en las organizaciones con softwares suficientemente integrados para desarrollar una inteligencia de mercado y resolver problemas complejos y multidimensionales; y observamos la automatización que se torna básica y que busca ampliar el objetivo de venta, mediante la velocidad que provoca la auto atención. Podemos también decir con certeza que se refleja en el gran poder que tiene la digitalización a nivel organizacional. Se evidencia  en este período cómo ha sido el gran aliado de las microempresas y emprendedores que encontraron en las redes sociales una gran oportunidad de exhibir y comercializar sus productos y servicios, como nunca antes se había visto.

Concentrar la formación en especialistas en áreas específicas irá paulatinamente desapareciendo. Hoy, ante las exigencias que impone el contexto, se deben definir perfiles profesionales multidisciplinarios, con competencias y conocimientos que conversen con otras disciplinas para tener una mayor y mejor visión holística, para una  realidad cada vez más más veloz y competitiva.

Continuar Leyendo

OPINIÓN

«Reflexiones sobe la educación superior post pandemia» Por Claudio Piña (Académico Ucen Coquimbo)

Publicado

on

 

Finalizado el primer semestre en la mayoría de los planteles universitarios, teniendo un poco más de experiencia en la educación online y con resultados en la mayoría de los casos positivos, es momento de la discusión de fondo en términos de la educación superior en Chile, ¿para qué (nos) estamos educando?

Si la respuesta es, en su mayoría, para tener mayores ingresos al momento de trabajar, se está simplificando la función educativa meramente a lo económico, pero dejando de lado otras cosas mucho más importantes. Ahora es cuando cada comunidad educativa debe definir una función dentro de la sociedad en la que está inmersa. La educación estandarizada no es la respuesta, deja de lado la multiculturalidad y heterogeneidad que existe hoy en todo curso en sus distintas expresiones, por lo tanto, hay que hacer hincapié al sello distintivo de cada territorio, pero también considerando el futuro de los y las estudiantes que hoy están en clases.

Además del futuro de las nuevas generaciones, debemos preocuparnos por el presente de la función docente, es decir, ¿lo estamos haciendo bien nosotros? Este confinamiento solo reflejó la arcaica manera de pensar una sala de clase, donde lo importante es la presencialidad, los contenidos y las calificaciones, pero a la vez nos dio la posibilidad de darle un vuelco a ello, centrándonos en las actitudes de estudiantes, sus experiencias, sus condiciones, pero también sus ganas de un mejor mañana.

Las clases en modalidad online nos obliga a repensar las cátedras, centrando ahora toda actividad en estudiantes, y buscando nuevas formas de evaluar sus desarrollos, donde no siempre se incluyen notas, y a veces solo queremos evaluar si aprendió o no, que debe ser el foco de toda educación.

Recordemos que la educación no está solamente en los salones de clases, que ahora se virtualizaron, sino que también está en cada relación que establecemos con nuestros pares, en el negocio de barrio cuando pedimos por favor, pero ahora, además, preguntamos como está. Cuando nos interesamos por otros.

Esa es la educación que hoy debe primar, la educación de nuestra población, y no solo la de nuestras matriculas. Pensar en nuestro trabajo como pilar de una sociedad que mañana será real, con problemas complejos sin respuestas estandarizadas, como la propia pandemia, y ahí debe ir el foco de la educación actual, así como las reflexiones sobre nuestros esfuerzos. Por tanto, nuestros y nuestras estudiantes, deben ser únicos y con sello local, para aportar a todos en un mundo globalizado, y nuestro trabajo es aportar lo que más se pueda para el éxito de ellos.

Continuar Leyendo

OPINIÓN

“Juicio Orales Semipresenciales: Un desafío en espera” Por Fiscal Regional de Atacama, Alexis Rogat Lucero

Publicado

on

Sin duda alguna el flagelo sanitario Covid 19 ha trastornado profundamente el quehacer cotidiano de personas e instituciones de un modo inimaginable hace ya siete meses, obligando a implementar diversas formas de desempeño y funcionamiento para así satisfacer la incesante necesidad por bienes y servicios que demanda la vida social.

Es el caso del sistema de justicia penal, ámbito que, a propósito de normalizar su indispensable continuidad funcional, ha debido instaurar variadas formas de actividad de manera de compatibilizar el debido resguardo sanitario de sus operadores con el respeto a derechos y garantías constitucionales de víctimas e imputados, a fin de dar solución, en un lapso razonable al conflicto social causado por la comisión de delitos. En dicho contexto, y en una primera etapa se ha adoptado satisfactoriamente, en general, la realización mediante video conferencia de audiencias preliminares ante los Juzgados de Garantía tales como: audiencias de control de detención y formalización de la investigación, sin mayores inconvenientes.

Sin embargo, distinto es el caso de los Juicios Orales propiamente tales –postergados debido a la pandemia- referidos a delitos más complejos que, por exigir una actividad presencial de jueces e intervinientes exceden las posibilidades que otorga una video conferencia, pues en dicha instancia deben exhibirse, rendirse o impugnarse medios probatorios decisivos para una resolución de condena o absolución.

La Fiscalía Regional de Atacama, desde el inicio de la pandemia ha mostrado total disposición a contribuir activamente a la continuidad del servicio judicial y, en particular, a la reanudación gradual de las audiencias judiciales presenciales o, a lo menos, semipresenciales.

El Ministerio Público tiene la convicción, considerando el interés de quienes quieren acceder al proceso de resolución penal de sus denuncias, que existe una necesidad de desarrollar audiencias de juicio oral, pero también comprende que para ello deben existir las condiciones sanitarias requeridas, tales como uso de mascarillas, láminas transparentes de separación entre operadores e intervinientes y sanitización reiterada de espacios, etc). Protecciones destinadas a que todos quienes intervienen en el desarrollo de un juicio oral,  puedan participar en las audiencias e interactuar en ellas, ya sea presencialmente o mediante la modalidad del sistema de video conferencia.

Conforme lo expresado, la voluntad y compromiso de fiscales y funcionarios del Ministerio Público existe, por lo que en la medida que el reinicio de las audiencias se concrete, la Fiscalía retomará ante estrados el rol persecutor de delitos que le asigna la Ley y la Constitución Política de la República.

.

Continuar Leyendo

LO + LEIDO AHORA