Connect with us

OPINIÓN

“19 de diciembre: Día nacional contra el femicidio” Por Patricia Villegas, Abogada, Académica UCEN Coquimbo

Publicado

on

La Ley N° 21.282, del Ministerio de la Mujer y la Equidad de Género, publicada recientemente, surgió de una moción de las diputadas Loreto Carvajal Ambiado, Daniella Cicardini Milla, Maya Fernández Allende, Marcela Hernando Pérez, Carolina Marzán Pinto, Claudia Mix Jiménez, Ximena Ossandón Irarrázabal, Alejandra Sepúlveda Orbenes y Gael Yeomans Araya;  y del diputado Pablo Vidal Rojas.

En los antecedentes de esta norma se encuentra el informe de los autores de este proyecto, quienes señalan que como país, en los últimos diez años, hemos avanzado “en la protección y fomento de los derechos de las mujeres y en la instalación dentro del debate público de ciertas prácticas normalizadas y socialmente aceptadas durante décadas que implicaban menoscabo en la dignidad de las mujeres, como el acoso en todas sus manifestaciones, el maltrato, la cosificación del cuerpo femenino e incluso, el empleo de un lenguaje machista”. (Diputada informante, señora Loreto Carvajal Ambiado.).

Agregan que, entre estos avances, destacan la introducción en el ordenamiento jurídico del concepto de “femicidio”, para referirse y sancionar legalmente y como delito el asesinato de una mujer bajo ciertas circunstancias. Y estiman además que “este logro ha sido el resultado de una incansable lucha feminista de reivindicación de los derechos de las mujeres, como respuesta a una sociedad machista que durante muchos años avaló la violencia contra la mujer e incluso ignoró situaciones brutales como la pérdida de la vida de una mujer en manos de su pareja”.

Según la misma ley dispone, esta “tiene por objeto conmemorar el día 19 de diciembre de cada año como el Día Nacional Contra el Femicidio en Chile, con la finalidad de visibilizar este delito como la forma más extrema de violencia contra las mujeres, y de dignificar la memoria de quienes han sido víctimas de femicidio, reconociendo a su vez el aporte del movimiento feminista en la erradicación de la violencia contra las mujeres en nuestro país”.

La normativa en su artículo segundo indica que “los establecimientos educacionales, las organizaciones sociales y de la sociedad civil podrán realizar actos y/o actividades conmemorativas en esta fecha, contribuyendo especialmente a prevenir y erradicar toda violencia contra las mujeres y como una forma de reparación digna para quienes han sido víctimas de femicidio”.

Por eso es tan importante que contribuyamos a la difusión de sus alcances, considerando que este próximo 19 de diciembre será la primera vez que esta norma pueda tener aplicación práctica a través de iniciativas concretas de conmemoración.

Continuar Leyendo
Click para comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

OPINIÓN

El logro de una Acreditación avanzada ( Rodrigo Rojas Veas, Rector Santo Tomás Copiapó)

Publicado

on

Por

 

En diversas oportunidades he señalado que la formación técnico profesional constituye una gran puerta de entrada para la Educación superior. Una de las claves para el aumento de la cobertura del nivel terciario que Chile ha logrado en los últimos 30 años, ha sido la consolidación de un conjunto de Instituciones técnico profesionales que han ofrecido oportunidades de estudio en carreras más cortas, con aranceles menores, que tienen una buena inserción laboral y, que, en muchos casos, tienen niveles de ingreso superiores al de carreras tradicionales. Esto ha sido una respuesta a lo que distintos estudios han puesto en evidencia; la necesidad del país para formar Técnicos y profesionales en distintas especialidades, dado el déficit que existe para lograr cubrir las oportunidades que se han ido generando en el mercado laboral.

 

Este incremento de las matriculas en el sector técnico profesional ha ido acompañada por la cada vez mayor regulación y exigencias de calidad para las Instituciones. Asegurar la calidad de sus procesos ha adquirido cada vez mayor relevancia pues ello posibilita beneficios de alto impacto para todos quienes componen las comunidades educativas. Por ello, y en el marco del compromiso con la igualdad de oportunidades en el acceso a la educación superior, la obtención de la acreditación avanzada por 5 años obtenida por el Instituto Profesional Santo Tomás es, sin dudas, una buena noticia para nuestros alumnos, sus familias y para todas las comunidades en que estamos insertos.

Este resultado reconoce los avances alcanzados en materia de aseguramiento de la calidad y el cumplimiento de nuestro Proyecto Educativo. Así, la Comisión Nacional de Acreditación (CNA), ha otorgado la acreditación en las áreas de Gestión Institucional y Docencia de Pregrado por 5 años, la que rige desde enero de 2021. Este nivel de acreditación constituye un hecho relevante que permite mayores oportunidades para seguir cumpliendo el rol inclusivo que ha caracterizado a Santo Tomás desde su origen. Facilitar el acceso de más jóvenes y personas a la Educación Superior, especialmente en regiones como Atacama, para transformar la vida de nuestros estudiantes.

 

Santo Tomás se compromete a seguir aportando al progreso de Chile, plenamente comprometida con el desarrollo integral de sus estudiantes. Conforme a su misión, brindar la posibilidad de acceder a una formación técnica y profesional de excelencia, que les permita cumplir sus metas personales y contribuir al desarrollo de sus comunidades y del país.

 

 

Continuar Leyendo

OPINIÓN

Desafíos 2021 en inclusión laboral ( Marcela Varas, Directora de Carrera de Terapia Ocupacional, Universidad de Las Américas)

Publicado

on

Por

 

A casi tres años de la publicación de la Ley 21.015 sobre Inclusión Laboral, que obliga a las empresas de 100 o más trabajadores a contratar al menos a un 1% de personas en situación de discapacidad, hay nuevos avances en la materia que implican desafíos para el 2021: la promulgación de la Ley 21.275 que exige la contratación de un experto en inclusión laboral y la generación de políticas inclusivas al interior de las organizaciones.

 

Esta iniciativa es un tremendo avance para un cambio cultural que valore la diversidad, pero no asegura el éxito del proceso, pues aún existe mucho desconocimiento y falta de compromiso de las empresas, pues muchas siguen priorizando las medidas alternativas que propone la Ley 21.015 para cumplir con las exigencias.

 

Por ello, es prioritario que el Estado considere a las personas en situación de discapacidad como grupos vulnerables en las medidas de reactivación económica, focalizando recursos para promover su inclusión y permanencia laboral, generando programas para las personas y las empresas, con un impacto significativo y sostenible.

 

También es importante que las empresas se asesoren por entidades competentes y con trayectoria para la elección del experto en inclusión laboral, para que así la medida sea exitosa y un aporte para la empresa y sus colaboradores.

 

Ya hay organizaciones que han tomado este desafío, acción que debe tomarse como un ejemplo a seguir. Pero es importante no considerar la contratación de personas en situación de discapacidad como una acción de Responsabilidad Social Empresarial, sino que valorar a cada persona como un aporte y entender que el talento y la gestión de la diversidad otorga grandes beneficios a las compañías.

 

Marcela Varas, Directora de Carrera de Terapia Ocupacional, Universidad de Las Américas, Sede Viña del Mar.

Vicepresidenta de la Comisión de Salud de ASIVA.

 

Continuar Leyendo

OPINIÓN

Política e innovación ; lecciones de la innovación empresarial a la política ( por Trinidad Beuchat , Director de Gestión, Transforme)

Publicado

on

Por

No sólo se trata de exigirle a los políticos una nueva forma de abordar la política con perfiles que arriesguen más, sino, además, de que nosotros, como ciudadanos y usuarios de la política, demos el espacio para la prueba y el aprendizaje, y comprendamos que las soluciones innovadoras conllevan procesos de prueba y experimentación para errar temprano y barato.

Innovadores en política, ¿acaso eso existe? ¿es posible ser innovador en un contexto complejo y con altos niveles de inercia?

El contexto empresarial suele venir cargado de un estatus quo imperante, estructuras complejas y «pesadas», y altos niveles de inercia y resistencia al cambio. Sin embargo, con estímulo y claridad estratégica, las organizaciones cada vez más incorporan la innovación a su cultura organizacional y a sus valores. Cultivar una cultura innovadora, significa impulsar una profunda transformación en las personas, donde vivir en el error y en la ambigüedad es entendido como la parte esencial del proceso de aprendizaje, y donde el prototipado temprano y la iteración de las soluciones es parte del quehacer diario de cualquier actividad. Empresas que promueven la innovación, comprenden que sus recursos no deben ir destinados a apuestas que han sido seguras en el pasado, sino, en soluciones diferentes que incorporen tecnología y una nueva forma de hacer las cosas. Las empresas comprenden muy bien que invertir en innovación NO es una apuesta segura, pero que vale la pena intentarlo; los Fondos de Capital de Riesgo de los que todos hablan hoy justamente promueven apostar por emprendimientos que muestran perspectivas de rentabilidad alta, lo que compensa el riesgo de invertir en negocios con iniciativas en desarrollo.

En política, quizás el mayor temor de los ciudadanos es la pérdida o mal uso de los recursos de todos; sin embargo, si lo que buscamos es promover una política innovadora y una nueva forma de hacer las cosas, debemos estar dispuestos a que políticos apuesten los recursos públicos en soluciones y tecnologías nuevas, que, por tener un componente de innovación, no siempre son apuestas seguras. En este sentido, no sólo se trata de exigirle a los políticos una nueva forma de abordar la política con perfiles que arriesguen más, sino, además, de que nosotros, como ciudadanos y usuarios, demos el espacio para la prueba y el aprendizaje, y comprendamos que las soluciones innovadoras conllevan procesos de prueba y experimentación, para errar temprano y barato. Si como ciudadanos cultivamos la paciencia, y dejamos que el proceso innovador tenga una natural evolución, las fases de prototipado y experimentación permitirán convertir las ideas en soluciones efectivas ya probadas, mediante fases tempranas de testeo y validación.

La invitación es clara; en un proceso constituyente y en una carrera política como la de hoy, depende de nosotros promover figuras políticas que apuesten sus recursos en soluciones diferenciadoras y en nuevas tecnologías, y que encarnen una cultura del prototipado; que no teman estar permanentemente testeando y piloteando soluciones de baja escala y a bajo costo, para que, en la eventualidad de ser útiles y efectivas, puedan escalarse. A su vez, nosotros, como ciudadanos, debemos dejar de temer por lo que puede salir mal, y empezar a entusiasmarnos con lo que puede salir bien.

 

Continuar Leyendo

LO + LEIDO AHORA