Connect with us

OPINIÓN

“Agricultura y bienestar” Por Arturo Barrera (Profesor Escuela de Negocios, U. Central)

Publicado

on

El sector agroalimentario es un proveedor de bienestar, tanto para las personas que trabajan y viven vinculadas a él como para los chilenos que consumen y utilizan sus productos y servicios. Existen interesantes oportunidades para fortalecer a este sector como generador de bienestar a partir de nuevas demandas (y otras no tanto) que se expresan desde la sociedad en cuanto a los productos, servicios y formas de producción de las actividades agroalimentarias.

Se espera que el sector, además de riqueza material, provea:  alimentos saludables y multipropósitos que contribuyan a reducir ciertas enfermedades; servicios ecosistémicos que favorezcan la vida buena; actividades de turismo que promuevan una mayor vinculación con la naturaleza; una gastronomía experiencial que aproveche nuestra diversidad local y territorial; y sentidos de pertenencia y orgullo nacional, como los provocados por la idea fuerza “Chile Potencia Agroalimentaria”. Igualmente, se espera y se demanda un trato justo de los trabajadores por parte de las empresas agroalimentarias y de los habitantes rurales por parte de los distintos actores públicos y privados que proveen servicios. El sector agroalimentario y el mundo rural están produciendo cada vez más intangibles -experiencias gratificantes y emociones- y ello contribuye a consolidarlo como un proveedor significativo de bienestar.

Así como en el desafío nacional de aumentar la productividad se ha ido incorporando gradualmente el requerimiento de examinar la contribución de los proyectos y políticas a la productividad, sería interesante tener una práctica similar en relación al bienestar. Así se estaría inequívocamente poniendo a las personas como preocupación central del crecimiento económico y consolidando el avance de Chile al desarrollo.

Continuar Leyendo

OPINIÓN

Divulgación de la ciencia ( Felipe Guevara, Subdirector de Investigación UCEN)

Publicado

on

Por

 

 

La ciencia no es una actividad estática. Es un libro que se escribe en el tiempo, en la búsqueda constante de pulir su contenido. Es por esto, que la ciencia necesita, probablemente más que cualquier otra disciplina, el intercambio constante de saberes y pareceres, de conocimientos e ideas.  El año 2018, se promulgó la ley 21.097, la que declara el primer domingo del mes de octubre de cada año como el ‘Día Nacional de las Ciencias, la Tecnología, el Conocimiento y la Innovación’. Una invitación a recordar que la ciencia no es propiedad de los científicos, y que debe salir de los muros de laboratorios, centros y universidades.

 

Previo a que Gutenberg inventara la imprenta, el ir y venir de preguntas y respuestas se realizaba principalmente mediante manuscritos, y en específico, mediante cartas. De hecho, hoy en día muchas revistas científicas mantienen el nombre de “letters on…” o su traducción “Cartas sobre…”.

 

Durante el siglo XIX se popularizó una forma más visual de transmitir y presentar los últimos avances científicos y tecnológicos en los llamados “teatros científicos”. Surge también el género literario de la ciencia ficción (aunque podríamos proponer una traducción más acorde al español de “science fiction” como “ficción científica”). En el siglo XX los científicos se vuelcan de forma más consciente a la popularización de la ciencia (“popular science” es el término en inglés para referirse a “divulgación científica») con exponentes relevantes como Stephen Jay Gould o Carls Sagan. Pasamos de las letras a las imágenes, acercando la ciencia a la sociedad mediante los medios audiovisuales que permitía la televisión.

 

Y llegamos al siglo XXI con un gran número de posibilidades, más diversas, más accesibles. La posibilidad de escribir y difundir contenidos está a un clic de distancia. Podcast, videos, redes sociales. Pero ¿para qué?

 

El avance de la ciencia es esencial para la sociedad. Popularizar y difundirla puede ayudar a elevar su perfil y aumentar su importancia (y por consiguiente la necesidad de aumentar su financiamiento). Una mejor comprensión del mundo que nos rodea nos lleva a tomar decisiones más informadas. Y no hablamos de solo difundir las aplicaciones de la ciencia. La ciencia aplicada siempre tiene como base una buena ciencia, y la buena ciencia se sustenta en la necesidad de descubrir el andamiaje del mundo que nos rodea. Esperamos que estas instancias nos permitan tener muchas más “letters on…”, pero también “podcast on…”, “tik tok on…” “tweets on…” y un largo etcétera para seguir avanzando en el desarrollo de una sociedad basada en el conocimiento.

Continuar Leyendo

OPINIÓN

El TPP-11, un tratado en el que Atacama y Copiapó tienen mucho más que ver de lo que pensamos ( Por Juan Manuel Cáceres, Concejal por Copiapó.)

Publicado

on

Por

 

Los sectores más proclives a la profundización de la globalización y el sistema neoliberal con su peor cara extractivista, han decidido darle un nuevo aire al tratado del TPP11. Lejos de ser algo que esté todos los días en la discusión de nuestras casas, debemos estar conscientes de que a Copiapó y Atacama este tratado no le da lo mismo. Claramente podría ayudar a intensificar la agenda de destrucción ambiental.

 

Por Juan Manuel Cáceres, Concejal por Copiapó.

 

Desde hace años se habla del TPP-11. Un tratado que ha sido criticado desde distintos sectores políticos y que en su argumento principal está la pérdida de soberanía del país. Este aspecto es fundamental si queremos encontrar nuestro propia ruta en el largo camino de un desarrollo más amigable con el medio ambiente y sus comunidades. ¿Por qué? Porque si se firma el TPP-11 ante una política pública que realice el Estado de Chile, una empresa importante del extranjero tendría facultades para poder manifestar su molestia y eventualmente demandar al país.

 

En este sentido el TPP-11 es más que un tratado comercial que baja los aranceles. Es realmente la integración de una zona de mercado donde los países con más industrias tendrán más facilidades para sacar los recursos naturales de los países que tienen menos industria. Y es allí donde la forma de resolver las controversias quedará en un punto bastante desfavorable para los países más débiles en la política internacional, como el nuestro.

 

¿Qué podemos hacer nosotros frente a Japón, Australia, Canadá o el mismo Estados Unidos? Por cierto cuatro países que tienen muchos negocios en Atacama ya, como lo son en el área de minería (Candelaria en el caso canadiense) o bien existe en el Valle de Copiapó una industria de monocultivo que apunta directamente a satisfacer el gusto por la uva de mesa de Estados Unidos en desmedro de las necesidades alimentarias de nuestra propia comunidad, me refiero al negocio de los parronales.

 

Por eso no da lo mismo, la asimetría se va a acentuar. Hoy es necesario poder defenderse y creo que hay un aprovechamiento de la debilidad gubernamental en que están festinando los grupos más conservadores de nuestro país. Al mismo tiempo hay que exigir el compromiso del gobierno, pero por sobre todo del Congreso por determinadas causas, puntualmente el garantizar un medio ambiente que nos de la posibilidad de tener una buena calidad de vida. No se trata de estar en contra del mercado, el mercado siempre está, sino cómo vamos a obtener nuestros productos, en cualquier sistema, no se trata de eso. Aquí se trata de no entregar fácilmente lo que tenemos en nuestro poder como sociedad chilena, y en este caso atacameña. Territorio, naturaleza , comunidad y soberanía.

Continuar Leyendo

OPINIÓN

La nueva relación entre empresa y colaboradores   ( Por Felipe Cuadra, Co Fundador Rankmi Chile)

Publicado

on

Por

 

 

Los últimos años nos han enseñado mucho. Como industria, nos vimos obligados a adoptar en tiempo récord nuevas formas de trabajar, de cuidar a las personas, de generar ambientes de trabajo seguros. Estos cambios tienen consecuencias permanentes: hoy tenemos una fuerza laboral con otras prioridades y necesidades.

 

En paralelo, los grandes temas siguen presentes. Chile sigue siendo el segundo país menos productivo de la OCDE, y contamos además con una regulación laboral que nos ubica entre los que tienen menor flexibilidad en el empleo. Para el 2023, ya podemos vislumbrar los principales temas que se tomarán la agenda: la reducción de la jornada laboral a 40 horas semanales, la negociación colectiva multinivel, la participación de los y las trabajadoras en los directorios de grandes empresas, regulación de la subcontratación y las normas de término de la relación laboral se presentan como los principales desafíos a abordar el próximo año.

 

Como parte de la Red de Recursos Humanos, en conjunto a otros actores claves del país en la materia, en Rankmi fuimos parte de un encuentro en donde tuvimos la oportunidad de analizar este nuevo perfil. El diagnóstico es compartido, las organizaciones deben tener la capacidad de respuesta ante este nuevo escenario y no sólo reaccionar, sino que prepararse, medirse, y desafiarse a cambiar antes que el cambio sea inevitable.

 

Muchas organizaciones ya han puesto en marcha estos cambios, y están invirtiendo en bienestar para lograr una fuerza de trabajo más saludable y feliz, alcanzando un mayor compromiso y productividad. Esto reafirma nuestro compromiso, las empresas deben ser actores activos en lo que respecta a su relación con los colaboradores y no reaccionar tardíamente.

Continuar Leyendo

LO + LEIDO AHORA

Para ventas contáctanos al mail: [email protected] , cel 9-97207672 , fono 522-524200

RADIO MARAY - Cobertura Regional en Atacama:


90.9 MHZ: Copiapó, Paipote, Tierra Amarilla, Nantoco, Chamonate, San Pedro, Piedra Colgada, María Isabel, Aeropuerto

93.1 MHZ: Vallenar, Freirina, Maitencillo, Hacienda Nicolasa, Ruta 5

101.9 MHZ: Caldera, Bahía Inglesa, Bahía Salada, Barranquilla, Puerto Viejo, Ramada, Rodillo, Obispito, Aeropuerto, Ruta 5 y el litoral.

98.3 MHZ: Los Loros, Campamento Caserones, San Antonio, Tranque Lautaro, Zonas rurales precordilleranas