INTERNACIONAL

China confina a importante ciudad de un millón y medio de habitantes tras rebrotes de covid-19

La ciudad china de Heihe fue sometida a confinamiento durante la jornada de este viernes para intentar controlar un brote de covid-19 que se registra entre su población de un millón y medio de habitantes. Tras esta decisión, Heihe se convierte en la tercera gran cuidad de China en someterse a esta medida sanitara, que busca controlar la pandemia.

Las autoridades de la ciudad de Heihe, en el norte de China, anunciaron medidas de confinamiento debido a los últimos rebrotes de la covid-19, que ya habían provocado hasta ahora el cierre de otras dos ciudades.

En un comunicado publicado en la red social WeChat, las autoridades de Heihe confirmaron hoy que algunos distritos de la ciudad han pasado a ser considerados “de riesgo medio” de contagio.

Esta ciudad, que cuenta con un millón y medio de habitantes y está situada en la frontera que la provincia nororiental de Heilongjiang tiene con Rusia.

Las medidas pasan por un confinamiento de los complejos residenciales, en los que se restringen las salidas a una sola persona por hogar cada dos días, y por la prohibición de toda reunión multitudinaria en la ciudad.

También se exigirán tomas de temperatura y estar en posesión de un código QR verde en las aplicaciones móviles de seguimiento para poder entrar en cualquier lugar público.

Control del covid-19 en China

El Gobierno local, que también anunció controles en las carreteras para evitar la salida de residentes, aseguró que Heihe debe prepararse ahora para “luchar una difícil batalla”.

Pese a que hasta la pasada medianoche local, sólo existían 10 casos positivos activos en Heihe, las autoridades esperan así cortar de raíz la expansión del coronavirus.

El actual rebrote se detectó a mediados de octubre a raíz del viaje de un grupo de jubilados a zonas turísticas de las provincias de Gansu, Mongolia Interior y Shaanxi.

Según las autoridades sanitarias, está causado por la variante delta, considerada más contagiosa.

Pese a que ya se han administrado más de 2.250 millones de dosis de vacunas entre la población china, de 1.411 millones de habitantes, las autoridades continúan su política de tolerancia cero contra el covid.

Esto implica confinamientos selectivos y test masivos de coronavirus en todas aquellas zonas en las que se detectan casos.

Según las cuentas de la Comisión Nacional de Salud, desde el inicio de la pandemia se han infectado 97.002 personas en el país.

Entre esta cifra se distingue que un número exacto de 91.665 personas han logrado sanar y 4.636 fallecieron.

Mostrar más
Botón volver arriba