Connect with us

OPINIÓN

«2020: El año del agua» Por Giovanni Calderón Bassi

Publicado

on

Hace unos días, el Ministro de Agricultura, Antonio Walker, advertía  que Chile atraviesa la sequía más grande de su historia, incluso más grave que la vivida en 1968, un año tremendamente seco pero que, a diferencia del actual, estuvo precedido por años relativamente normales en materia de precipitaciones.

Es por esta razón que se habla de “mega sequía”.  Se trata de más de una década con agudos déficits de precipitaciones que afectan a más del 70% del territorio nacional, en el que se concentra casi el 90% de la población.

Según datos de la Dirección Meteorológica de Chile, desde el año 2007 se registra una intensificación del anticiclón del Pacífico Sur, lo que en términos simples significa menos precipitaciones en invierno, particularmente entre los 30 y 40º de latitud sur.

A este factor y muy asociado a él, se suma la presencia del llamado fenómeno de “La Niña”, que trae una menor temperatura de las aguas en el Pacífico ecuatorial. Otra causa probable de la mega sequía es la actual fase fría de la llamada “Oscilación Decadal del Pacífico”, de la que se esperaba que provocara una disminución de las precipitaciones cercana al 15%.

Sin embargo, con déficits que se encumbran sobre el doble de lo esperado, los especialistas señalan que la última pero no menos importante causa de la falta de precipitaciones en Chile no puede ser otra que el calentamiento global, provocado por las emisiones de gases de efecto invernadero.

La situación actual es que en 2018 el déficit de precipitaciones en Chile había alcanzado en promedio un -23%, lo que se ha traducido en la declaración de zona de escasez hídrica en seis regiones y 116 comunas del país.

El 2020 puede ser un año crítico en cuanto a la disponibilidad de agua, con todas las consecuencias que ello implica para las personas y la economía del país. Pero no todo es malas noticias. Esta es una crisis que no nos sorprende desprevenidos. El Gobierno ya ha inyectado $42 mil millones a la Comisión Nacional de Riego, con el objeto de acelerar el proceso de tecnificación, revestir canales y financiar telemetría, lo que garantiza una mejor gestión de las 101 cuencas y 1.500 ríos del país.

Y es que el problema, más que de disponibilidad del recurso, es de gestión. Pasamos por la peor sequía de nuestra historia, pero también hubo períodos normales e incluso con superávit de agua en que pudimos ahorrar para enfrentar los tiempos, literalmente, de las vacas flacas. Este es precisamente el factor que depende de nosotros y, por lo tanto, el que podemos modificar.

¿Sabía usted que con una eficiencia de sólo un 5% en los proveedores de una industria, se generaría un ahorro de 1.200.000 metros cúbicos de agua, equivalente al consumo anual de 22 mil personas? Nuestro gran desafío como ciudadanos es tomar plena conciencia de que toda actividad humana requiere de este vital elemento y solo haciendo un consumo responsable, como también de todo aquello que usamos en nuestra vida cotidiana, lograremos sortear los retos que ya en el presente nos plantea la naturaleza.

 

Giovanni Calderón Bassi

Director Ejecutivo Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático

Continuar Leyendo

OPINIÓN

“Alberto Hurtado, activista social” Por José Fco. Yuraszeck (Capellán del Hogar de Cristo)

Publicado

on

Cada año, en agosto, recordamos a quien fuera fundador del Hogar de Cristo: Alberto Hurtado. En algunas semanas, el jueves 18, es el aniversario número 70 de su muerte, y la fundación que lleva su nombre nos interpela con la pregunta: “¿Podemos estar tranquilos?”.

Esta expresión recuerda las palabras de su amiga Gabriela Mistral, que acompañan la invitación a poner una rama de aromo sobre la sepultura del padre Hurtado, “que tal vez sea un desvelado y un afligido mientras no paguemos las deudas contraídas con el pueblo chileno, viejo acreedor silencioso y paciente”.

El padre Hurtado fue un incansable apóstol de la misericordia; hoy lo llamaríamos un activista social. Entre otras muchas ocupaciones, se dedicó a acoger a quienes morían de frío en las calles de Santiago, convocando a quien quisiera sumarse. Les decía a sus contemporáneos “no descansen mientras haya algún dolor que mitigar”.

¿Qué nuevos dolores y necesidades reconocemos a nuestro alrededor? Menciono siete que me parecen de extrema urgencia e importancia. Los siete se encuentran entrelazados en sus causas y en que la respuesta conjunta que estamos dando dista mucho de ser un alivio.

1) Son cientos de miles los niños y niñas que pudiendo ir al colegio, no van.

2) También es enorme el déficit habitacional, que entre campamentos y hacinamiento crítico alcanza a poco más de 600 mil familias.

3) En situación de calle, hay oficialmente casi 20 mil personas, aunque todo indica que son muchas más.

4) El flagelo de la inflación está afectando los bolsillos de familias e instituciones: los pobres son más y son más pobres.

5) Hay en varias partes brotes de violencia y una sensación de inseguridad que hace que andemos con miedo y desconfiemos radicalmente unos de otros, con razones fundadas.

6) En muchas poblaciones y barrios críticos campea el narcotráfico y está totalmente debilitado el tejido social.

7) La crisis migratoria desde Venezuela y Haití y otros países de Latinoamérica desborda las ciudades y la institucionalidad no ha dado el ancho para acoger e integrar adecuadamente.

Para aliviar tanto dolor las fuerzas individuales no alcanzan y tenemos que sumarnos a otras personas e instituciones, tanto públicas como privadas, para reaccionar oportunamente, transformando conciencias y estructuras, y promoviendo al mismo tiempo la inclusión, la dignificación, de algún modo que hagamos que nuestro país sea más cariñoso, seguro, acogedor con todas las personas que vivimos acá. Intentemos en este Mes de la Solidaridad desarrollar los sentidos y virtudes que el padre Hurtado vivió y nos sigue invitando a vivir. Son muchas aún las necesidades y dolores que requieren la concurrencia de esfuerzos y voluntades, tareas de alta política.

Continuar Leyendo

OPINIÓN

Desafíos pendientes con la infancia y adolescencia (Por Carolina Cortés Henríquez, Directora Regional Sename Atacama)

Publicado

on

Por

En Atacama, durante el año 2000, en una supervisión técnica nocturna, se logró detectar situaciones de maltrato al interior de una residencia de niños y niñas (es esa época, hogar de menores). Los hechos que se denunciaron iban desde malos tratos verbales, castigos físicos, violencia psicológica y otros de una ignominia que hoy, no viene al caso recordar en detalle. Al albor de los antecedentes, Sename toma la decisión de generar el cierre definitivo de esa residencia y la creación de un piloto que apostaba a entregar toda la dignidad que le había sido negada a nuestros niños (lo digo en masculino pues eran solo varones), además de la protección y trabajo especializado en reinserción y fortalecimiento familiar. Habían pasado ya diez años desde la ratificación de la Convención Internacional de los Derechos del Niño (CIDN), y nuestro país tenía una deuda importante en este sentido.

El proyecto piloto de residencias familiares con programa de fortalecimiento y reinserción familiar, luego de un año, no tuvo más financiamiento.

Tomar la decisión de incorporar una política pública robusta en relación a la infancia y la adolescencia en Chile, ha sido una tarea que, tomando como hito la ratificación de la ya mencionada Convención, ha llevado más de una treintena de años.

Debemos considerar como sociedad que el problema no radica tan solo en nuestra infancia y adolescencia vulnerada o gravemente vulnerada en sus derechos, la mirada transformadora es hacia toda esta población, sus derechos sociales, derechos de protección y derechos civiles y políticos, donde el Estado se debe comprometer a promover, respetar y garantizar los mismos.

A una parte de la ciudadanía le resulta complicado hablar de derechos para efectos de este rango etario, muy arraigada culturalmente está la sensación de que los deberes de la infancia y la adolescencia están por sobre la titularidad de derechos. La negación a éstos y la acción de sometimiento instalada en familias e instituciones ha determinado una serie de inhumanas e inmorales acciones hacia nuestros niños, niñas y adolescentes, lo que nada bueno puede tener como consecuencia, por mencionar algunos: trastornos mentales graves, trastornos de ansiedad, alimentarios, depresión, intentos de suicidio, consumo de sustancias o drogodependencia. Si a esto sumamos la posibilidad de un entorno barrial peligroso, las diferencias sociales estructurales, la discriminación, etc., el panorama se torna menos auspicioso, sumándose la posibilidad de conductas asociadas a la infracción de ley.

Hoy tenemos una posibilidad importante en términos del giro que se requiere de toda la institucionalidad. La ciudadanía, escuelas, colegios, liceos y todos quienes formamos parte del Estado para que esta política sea coherente en teoría, pero también en su operatividad. Se requiere del compromiso firme y real de quienes intervenimos directa o indirectamente con la infancia y la adolescencia. La especialización y capacidad de trabajo, todos, todas y cada uno y una de nosotros y nosotras enfocándonos hacia este compromiso que asumimos como Estado y, por tanto, como ciudadanía. Se lo debemos.

 

Continuar Leyendo

OPINIÓN

Una visita temeraria (Samuel Fernández Illanes, Académico Facultad de Derecho, UCEN)

Publicado

on

Por

 

Ha materializado su visita a Taiwán, Nancy Pelosi, Presidenta de la Cámara de Representantes, y tercera en la línea sucesoria de Estados Unidos. Las consecuencias no han tardado, como también las interrogantes. Toda autoridad que viaja al exterior, busca beneficios personales, o para su país. En este caso, ninguno parece haberse obtenido. Si viajó con el beneplácito del Presidente Biden, lo dejaría con un doble discurso. Uno con Xi Ying Ping, en lo externo, luego de su reciente conversación telefónica para aplacar las tensiones. Y en lo interno, para mostrar mayor determinación en su política exterior considerada débil y vacilante, pero no requería robustecerla reiterando el apoyo norteamericano a Taiwán, que nadie ha puesto en duda. Si se opuso, lo ignoraron, y evidenciado que no la controla dentro de su propio Partido Demócrata, en el que Pelosi es figura de primer nivel, aunque invoque la división de poderes.

Frente a Rusia, tampoco logra posicionarse abriendo un segundo frente externo con China, quien la apoya, quedando enemistado con ambas potencias mundiales. Está  imposibilitado de ir más allá de las sanciones y solidaridad política, con una opción bélica que sería impracticable, por catastrófica e incierta; si bien la guerra con Ucrania ya lleva cinco meses sin detenerse, ni crearse posibilidades de un alto al fuego, y menos una solución pacífica. Con China, al forzar su reacción desafiando su posición sobre Taiwán y “Una sola China”, la obliga a demostrar, de alguna manera, que sus consabidas amenazas no son teóricas, han sido advertidas, y pueden ser reales. Un nuevo punto de tensión adicional, innecesaria, mientras muchos siguen sin resolver, y se apartan, cada vez más, del sistema de mantenimiento de la paz, al respaldar algunos a los infractores y no adherir a las sanciones.

En caso de obedecer el viaje a una agenda personal de Nancy Pelosi, no ha dado sus razones todavía, pero arriesga consecuencias internas, en caso que Estados Unidos debiera atender una nueva confrontación. El mismo Trump, su enemigo declarado y anunciado postulante republicano, aprovecharía de responsabilizarla. En lo externo, ninguna de las alternativas visibles ha resultado favorable. En definitiva, una visita que no contribuye al acercamiento entre las tres más grandes potencias, y que por la oportunidad, puede considerarse provocadora y temeraria.

Continuar Leyendo

LO + LEIDO AHORA

Para ventas contáctanos al mail: [email protected] , cel 9-97207672 , fono 522-524200

RADIO MARAY - Cobertura Regional en Atacama:


90.9 MHZ: Copiapó, Paipote, Tierra Amarilla, Nantoco, Chamonate, San Pedro, Piedra Colgada, María Isabel, Aeropuerto

93.1 MHZ: Vallenar, Freirina, Maitencillo, Hacienda Nicolasa, Ruta 5

101.9 MHZ: Caldera, Bahía Inglesa, Bahía Salada, Barranquilla, Puerto Viejo, Ramada, Rodillo, Obispito, Aeropuerto, Ruta 5 y el litoral.

98.3 MHZ: Los Loros, Campamento Caserones, San Antonio, Tranque Lautaro, Zonas rurales precordilleranas